CONTACTA CON NOSOTROS

Todos los que queráis mandarnos vuestros comentarios y sugerencias podéis hacerlo a: parroquiasanpablo2011@gmail.com

domingo, 30 de diciembre de 2018

NACIMIENTO DE LA FAMILIA HERRERA DE CANENA
NACIMIENTO DE LA BANDA "DOLORES DEL ROSARIO"
NACIMIENTO DE LA FERVOROSA
NACIMIENTO DE LA BORRIQUILLA
NACIMIENTO DEL CALVARIO
NACIMIENTO DEL CONVENTO DE SANTA CATALINA
NACIMIENTO DE LA COFRADÍA DE LAS ÁNIMAS
NACIMIENTO DE LA VERA CRUZ

NACIMIENTO DEL SANTO ENTIERRO

REFLEXIÓN DE DON MANUEL

FIESTA DE LA SAGRADA FAMILIA. CICLO “C”

         Queridos hermanos: ¡Feliz Navidad a todos! Apenas nace el Hijo de Dios, los cristianos celebramos la Fiesta de su Familia, que llamamos Sagrada.
         El Hijo de Dios aceptó los condicionamientos humanos con todas sus consecuencias: aceptó y asumió las leyes culturales, sociales y religiosas de su pueblo y de su tiempo. Asumió y aceptó la institución familiar: Nació en la cuna de una familia y en familia, en un hogar, vivió la mayor parte de su vida.
         Su familia fue una familia normal como las de su tiempo, familias sencillas, trabajadoras, religiosas... Este hecho es de gran importancia, pues al nacer y vivir Jesús en una familia, esta institución natural, querida por Dios, queda purificada, bendecida y consagrada como un sacramento. Y me refiero al núcleo de la estructura, no a sus formas: Que al fin Dios también es una familia.

         Entre los judíos las leyes religiosas marcaban toda la vida. El niño, después de la circuncisión, tenia que ser ofrecido a Dios, si era primogénito, porque el hijo es más de Dios que de los padres (Recordar a Isaac, a Samuel...) Esta ofrenda a Dios incluye una disponibilidad al servicio de los demás.
         José y Maria saben que el amor no puede ser posesivo, que los dones que de Dios recibieron no son para guardarlos. Por eso, el niño de cuarenta días ya se está ofreciendo a Dios y a los hombres en ofrenda total: No vive ni vivirá para sí. “Heme aquí” será su palabra firme. “Me has dado un cuerpo, pues aquí estoy para servir, para trabajar, para amar y para salvar”.
        
         Maria oferente es una hermosa patena. Está siempre ofreciendo el fruto de su vientre a Dios Padre y a los hombres, sus hijos… Se hay llenado de Cristo para darlo “Maria no es una madre celosamente replegada sobre su propio hijo divino”.
                                       FIESTA DE FAMILIA               
         La Navidad es la fiesta de la familia y de la vida. Se celebra en la familia eclesial y en la familia humana. Resalta el encuentro familiar: Preparamos con esmero la cena de Noche Buena con toda la familia; hay felicitaciones y llamadas a los miembros ausentes, hay recuerdos u añoranzas de los años que pasamos juntos y hay oración y tristeza por los que ya se fueron.
         La Navidad es el tiempo del amor de Dios que se acerca y se regala, que se entrega todo, que se hace niño para todos. Es ilusión, primavera, aunque sea invierno.        
         Así es la familia: - Es triunfo del amor sobre la soledad y la egolatría. Los seres humanos tendemos a encerrarnos... El amor familiar significa apertura, relación de comunión creciente, relaciones agrandadas y multiplicadas.         - La familia es el triunfo de la colaboración sobre la rivalidad. Tendemos a competir..., a ser hostiles.                  - La familia es el triunfo de la vida sobre la muerte. Nuestra condición es mortal... Pero el amor familiar vence a la muerte, en dos sentidos, porque quién tiene un hijo no muere del todo..., y porque el amor verdadero es más fuerte que la muerte...

                     EL CULTIVO DE CADA DÍA
         Todos sabemos los peligros, los problemas y crisis actual de la familia, de los cambios, de los trabajos y sacrificios. La familia no es un paraíso... Necesita mucho cuidado, atención, respecto, paciencia, mucha muerte, mucho amor. Por eso debemos tener claros algunos principios: Propiciar el diálogo sincero; renovar los gestos de amor; crecer en la confianza; sentirse responsable del otro; pedir el perdón necesario; dar un paso más cada día en el camino del amor; vigilar para vivir la gratuidad; no ser blandos y complaciente a la hora de educar; contar con la presencia de Cristo y la ayuda de Dios.
         En la Eucaristía la Iglesia, Madre, actualiza la ofrenda de Jesús, como hizo María. Jesús ofrece su vida, pan partido y copa rebosante.

sábado, 29 de diciembre de 2018

HA FALLECIDO MONSEÑOR GARCÍA ARACIL

FALLECE MONSEÑOR GARCÍA ARACIL, OBISPO DE JAÉN ENTRE LOS AÑOS 1988 A 2004

En la tarde de ayer ha fallecido Monseñor
Santiago García Aracil, quien fuera Obispo de la Diócesis de Jaén entre los años 1988 a 2004, a los 78 años de edad.

El deceso se ha producido en su ciudad natal, Valencia, un día después de cumplir el trigésimo cuarto aniversario de su ordenación episcopal.

El Obispo de Jaén, Don Amadeo Rodríguez Magro ha expresado sus condolencias por el que fuera Arzobispo de su Diócesis natal, Mérida-Badajoz y Obispo de esta Diócesis.

La Iglesia de Jaén celebrará, al concluir el tiempo de Navidad, una misa funeral por el alma del que fuera Pastor de la Diócesis durante dieciséis años.
………………………………………………………………...

Biografía:
Mons. D. Santiago García Aracil nació el 8 de mayo de 1940 en Valencia. Es Licenciado en Teología por la Facultad de Teología San Vicente Ferrer de Valencia (1976).

CARGOS PASTORALES
Fue cura párroco de Penáguila entre 1964 y 1965. Consiliario Diocesano de la Juventud Estudiante Católica (1966-1984). Maestro de Capilla del Seminario Corpus Christi de Valencia entre 1966 y 1984. Además, fue Delegado Diocesano de Pastoral Universitaria entre 1972 y 1984.

Ha sido en Valencia fundador del Centro de Estudios Universitarios en 1971.

El 27 de diciembre de 1984 fue ordenado Obispo Auxiliar de Valencia, cargo que desempeñó hasta 1988. Ese año fue nombrado Obispo de Jaén.

El día 9 de julio de 2004, el papa Juan Pablo II le nombró arzobispo para ocupar la sede metropolitana de Mérida-Badajoz. Tomó posesión de la diócesis el 4 de septiembre de 2004. El papa Francisco aceptó su renuncia el 21 de mayo de 2015.

OTROS DATOS DE INTERÉS
En la Conferencia Episcopal Española es miembro de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social desde marzo de 2014.

Ha sido miembro de las Comisiones Episcopales de Pastoral (1987-1990), Relaciones Interconfesionales (1987-1990/2005-2008); Seminarios y Universidades (1990-1993); Enseñanza y Catequesis (1990-1993) y Patrimonio Cultural (1993-1999). Fue Presidente de esta última Comisión de 1999 a 2005 y de la Comisión Episcopal de Pastoral Social desde 2008 a 2014.

El 20 de octubre de 2011, en la CCXXI reunión de la Comisión Permanente, fue nombrado miembro de la "Junta San Juan de Ávila, Doctor de la Iglesia".

viernes, 28 de diciembre de 2018

ENCUENTRO DE NIÑOS TARSICIOS


El pasado, sábado, día 22 de diciembre, tiempo aún de Adviento, tuvo lugar el encuentro mensual de los niños Tarsicios.
Niños fieles a Jesús Eucaristía que viven la alegría del encuentro, de la oración y de la vivencia compartida.
Momentos entrañables, en los que con su inocencia nos demuestran una gran confianza en el Señor.
Sabiendo que no están solos como en el cuento de Matías. Jesús siempre será su mejor amigo.
Los juegos y un deseo de vivir felizmente la Natividad de Jesús, acabaron la mañana.
!VIVA JESÚS SACRAMENTADO!
!SEA POR SIEMPRE BENDITO Y ALABADO!

ENTREVISTA A DON JESÚS TORRES, BAEZANO, PRIMER DOCTOR EN ESTUDIOS FEMINISTAS

martes, 25 de diciembre de 2018

BELÉN VIVIENTE EN NUESTRA PARROQUIA


FELIZ NAVIDAD

INTRODUCCIÓN: Queridos hermanos, ¡Feliz Navidad!, ¡Feliz Navidad cristiana! Un año más os traigo la Buena Noticia, la gran alegría para todos: “Hoy os ha nacido un Salvador, el Mesías, el Señor. Y ahí tenéis la señal: encontraréis un niño envuelto en pañales y acostado en un pesebre”.
              Durante el Adviento hemos suplicado continuamente “Ven, Señor Jesús. Te deseamos, te necesitamos, ven”. Y hoy se realizan nuestros deseos. El Señor ha escuchado nuestras súplicas, y viene a nosotros, colmando hasta rebosar todas nuestras esperanzas...
              Dios nace hoy, pero no sólo en Belén, nace en el mundo, nace en la Iglesia, nace en la comunidad creyente, nace en las familias, en y entre los pobres, nace en cada corazón. Dios hoy nace aquí y ahora, Dios nace en ti y en mí...
              Y no es que la Navidad sea fruto del Adviento y de nuestro esfuerzo. La Encarnación y la Navidad arrancan, tienen su origen de otra fuente, que no puede ser otra que el amor de Dios: “Tanto amó Dios al mundo que le envió a Hijo Unigénito”

              Esta es la noticia que nos toca de lleno. Es lo que la humanidad esperó durante siglos y que hacia cantar a los profetas:“Verán los confines de la tierra la victoria, la salvación de nuestro Dios”.Pues bien, esta Buena Noticia se ha producido y se sigue realizando para todas las personas y para todos los pueblos: VERDADERAMENTE SE HA REVELADO EL AMOR DE DIOS, y la salvación llega para todo el mundo de un modo bien real y concreto: “Un niño nos ha nacido, un Hijo se nos ha dado”.

DIOS HERMANO Y AMIGO DE LA HUMANIDAD SUFRIENTE


              Este es el hecho central e importante de la Navidad: Dios se hace hermano, amigo, compañero de los hombres y mujeres de nuestro mundo. Ya no caminamos solos, ni a oscuras, abandonados a nuestra suerte o a nuestra dificultad. De un modo discreto, eficaz, rebajándose hasta nuestra poca altura, Dios mismo se pone a nuestro lado para ayudarnos a avanzar por los caminos de la vida y hasta la vida plena.
              Y este acercamiento de Dios se hace de una manera peculiar: Cristo nace pobre entre los pobres. Por eso, la Navidad desvela en nosotros la ternura del amor de verdad, de amar como Dios mismo nos enseña, de amar de verdad a los pobres y a los que sufren...
LOS CONFINES DE LA TIERRA VERÁN LA SALVACIÓN DE DIOS

               Este mensaje se tiene que realizar. Todo el mundo, comenzando por los más débiles, debe  llegar a ver, a sentir, a palpar la salvación. Es verdad que estos días de Navidad todos nos sentimos más dispuestos, más generosos, más capaces de bondad. Por eso decimos que sea Navidad cada día. Y lo decimos como un deseo, como algo que sería maravilloso, pero... tan difícil que se realice, que nos parece imposible.

LA NAVIDAD DE CADA DIA


              Yo quisiera afirmar hoy con vosotros la esperanza y la confianza en nosotros mismos, en la humanidad y en la vida real de cada día. Y decirnos: Navidad, de hecho, es cada día. Es una invitación a mirar nuestras vidas y nuestro mundo y a descubrir también los signos de vida y de esperanza, de la presencia del Señor y de su amor. La Navidad de Jesús, de María y de José, de los Ángeles y los pastores, no fue una Navidad fácil, una Navidad luminosa y triunfal, fue la Navidad de la generosidad y de la entrega de María, de la confianza y buena fe de José, de la sorpresa de los pastores.
              Fijémonos cómo también se realiza entre nosotros la Navidad de cada día: porque se realiza en el amor de los esposos y en la paciencia y el servicio mutuo a la familia, en la preocupación y la alegría de los hijos; en la paz y buena fe de los abuelos y en la inquietud y generosidad de los jóvenes. Y en el trabajo cotidiano y en los gestos de donación. Y en todo el esfuerzo humano y servicio de tantas personas y tantos grupos de la Parroquia, en la ciudad...
En medio de todo esto, Dios nace entre nosotros cada día. Él nos se echa atrás, sino que acompaña nuestro esfuerzo para que vayamos mucho más allá de lo que nos atreveríamos a imaginar...

              Que esta sea nuestra Navidad de 2.018: un descubrir más a Cristo pobre, a un Cristo que se pone a nuestro lado. Una Navidad que nos ayude a crear vida..., que nos ayude a amar más, para gloría de Dios y para poner paz, alegría, amor y vida en nuestro mundo.
              La Buena Noticia de este día, la gran alegría que celebramos se hace presente siempre en la Eucaristía, porque ya que Dios ha tomado un cuerpo, podemos recibirlo cada día, para prestarle nuestra vida …y que sea Él quien viva en nosotros. Como lo acogió y lo vivió la Virgen María para entregarlo y salve al mundo

lunes, 24 de diciembre de 2018

REFLEXIÓN DE DON MANUEL

MISA DEL GALLO:  NAVIDAD DE 2.018

              Queridos hermanos: Estamos en noche Buena. ESTA NOCHE ES NOCHE BUENA, la noche en que ocurre un suceso único, porque nada mejor puede suceder. En esta noche-día las promesas de Dios se cumplen y  las esperanzas de las personas se realizan.

-Noche Buena, porque el cielo nos da todo lo bueno, lo mejor.
-N. B., porque Dios mismo se ha dado a nosotros y ese don será ya definitivo. Porque Dios se hace“Enmanuel”, Dios con nosotros.
-N. B., porque en ella la naturaleza humana ha alcanzado la perfección. Dios está al alcance del hombre.
-N. B., porque en ella el cielo y la tierra se reconcilian definitivamente, porque ya resulta más fácil perdonarse, porque se abre la puerta a todos los que llaman, porque se está más cerca de los que sufren.
-En definitiva, porque el amor de Dios ha sido derramado en todos los corazones humanos y una ola de ternura, paz y alegría y de buenos deseos recorre la faz de la tierra.Porque ¡TANTO AMÓ DIOS AL MUNDO QUE LE DA A SU HIJO ÚNICO!

              ¿Hay alguien, pues, que se pueda considerar más rico que yo? Si tengo a Dios tengo todo: “Quien a Dios tiene, nada le falta”. Dios es mío y, por tanto, todas las riquezas son mías. Así lo expresaba San Juan de la Cruz“No me quitarás, Dios mío, lo que una vez me diste en tu Único Hijo Jesucristo, en quien me diste todo lo que quiero. Míos son los cielos y mía la tierra. Mías son las gentes, los justos son míos y míos los pecadores. Los Ángeles son míos, y la Madre de Dios y todas las cosas son mías. Y el mismo Dios es mío y para mí, porque Cristo es mío y todo para mí”

              En estos entrañables días..., y en AGRADECIMIENTO al amor de Dios, todos queremos RENOVARNOS, hacer buenos propósitos de ser mejores, más humanos, más cristianos. Mirando, contemplando a ese Niño que se nos ha regalado, nos sentimos forzados a imitarle. Contemplando su Misterio de amor, descubrimos su sentido para nuestra vida:
                           -Nace desnudo para que tú puedas despojarte de ti mismo. Podía nacer vestido con todo su poder y gloría; pero se despoja de sus atavíos reales, de sí mismo. Quería marcarnos el camino de nuestra restauración, y la raíz más difícil de sanar es la del propio yo: un yo herido que nos arrastra a la prepotencia, al egoísmo puro...           
              -Nace pobre para que tú puedas considerarle como la única riqueza. “Siendo rico, se hizo pobre por nosotros”. Ha querido curarnos de nuestra pasión posesiva, de nuestras ansias de tener... Enseñarnos que los verdaderos tesoros no son las cosas, sino las personas..., llenarse de amor.
              -Nace pequeño para que no busquemos dominar a los demás. El Dios grande se hace pequeño, un niño indefenso, en el último rincón del mundo. Escoge el último lugar y quiere ser servidor de todos, ponerse a los pies de todos. Dios quiere estar debajo de todos, para que aprendamos a ser como Dios; es decir, a no dominar a nadie, a servir a todos, a compartir con todos, a amarlos.
              Nace débil para que no tengas miedo de acercarte a Él. Decimos que Dios es Todopoderoso; pero todo el poder y la fuerza de Dios están en el poder y la fuerza de su amor, que no se impone, sino que se entrega. Un Dios débil para compartir nuestras debilidades; para que no tengamos miedo y podamos acariciarle y besarle; para que nos acerquemos a Él con toda confianza.
              -Nace en un pesebre para que comprendamos que está a disposición de todos. No todos podían acercarse a Dios, sólo los privilegiados (Moisés...) No nació en un palacio..., sino en un pesebre, en un portal, establo de animales, para que todo el mundo pueda acudir a Él; para ponerse a disposición de todos, en especial de los pobres, enfermos y pecadores...
              -Nace por amor para que tú nunca dudes de su amor. Sólo desde el amor y para amar, ha bajado Dios del cielo a la tierra. Y el amor no tiene motivaciones, ni busca interés alguno. Nos ama porque sí. A ver si aprendemos de una vez para siempre que Dios nos ama siempre pase lo que pase… Que Dios es amor.

              Esta es la Buena Noticia, la gran alegría que celebramos en la Liturgia,  en la Eucaristía de esta Noche Buena, de esta Navidad. Porque Dios se ha hecho carne, puede ser también el pan y el vino que alimenta y alegra nuestro corazón, nuestro camino de cada día, nuestro amor gracioso a todos los hermanos, hasta la vida eterna.

              Con Jesús, con su amor... podremos caminar como María, su Madre y nuestra Madre, con plena fidelidad a los planes de Dios.

domingo, 23 de diciembre de 2018

REFLEXIÓN DE DON MANUEL

DOMINGO IV DE ADVIENTO CICLO C
1.- LAS PUERTAS DE DIOS.
    Queridos hermanos estamos a las puertas de la Navidad. Estamos a las puertas de que el hombre pueda encontrarse con Dios; a las puertas de que Dios se haga hombre y nos traiga la Vida. Y es que la gran puerta para que el hombre llegue a Dios y para que Dios llegue al hombre es Cristo. .
    Ya lo dijo el mismo Jesús: “Yo soy la Puerta del aprisco de las ovejas”.En verdad él derrumbó el muro que nos separaba a los hombres, el odio… Sin embargo, en nuestra historia, en nuestra cronología hay una puerta previa, que es su madre, María.
     -María, porta coeli, por la que el cielo llega a nosotros y por la que nosotros llegamos al cielo (y el cielo es Cristo). A la hora de entrar Dios en la tierra, llamó a la puerta de María. Y en la hora de acercarse a Dios, el hombre acude a María,“Puerta del cielo…”.
     ¿Cómo es la puerta de María?
. Es una puerta pequeña.                                                                         
     -¿cómo puede ser si Dios es inmensamente grande?
     -Por el misterio de la pequeñez: Dios se hizo pequeño, puro embrión. Dios escogió madre pequeña, miró la pequeñez de su esclava. Dios prefirió nacer en el pueblo pequeño, Belén, y en un rincón abandonado de ese pueblo. Asimismo, el hombre que quiera entrar por ella tiene que achicarse. Sólo los que se hacen pequeños pueden alcanzar a Dios. Si no os hacéis como niños…
. Es una puerta pobre y sencilla.
     -Nos encontramos de nuevo con el misterio de la sencillez. Hay puertas grandiosas, preciosas, ricas… La puerta mariana no deslumbra ni rivaliza ni se complica. Está siempre a nuestro alcance. Basta querer. No hay que pagar peaje, basta desearlo con fe.
                                                                   
. Es una puerta confiada y alegre.
     -Se abre con un Sí. Esa es la clave de la cerradura. Si dudas, nunca podrás entrar.
     -Alegre. Una vez que se entra por la puerta, se empieza a bendecir y a cantar:
     “-Bendita tú entre las mujeres, bendito el fruto de tu vientre”, mi niño también se alegra. Todo es una fiesta.
     “-Se alegra mi espíritu en Dios mi Salvador”.
. Es una puerta misericordiosa.
     -Acoge con preferencia a los pobres y a los que sufren. Todos sus materiales son entrañables. Todos los que lloran se sienten consolados.
. Es una puerta agradecida.
     -Reconoce que  en ella todo es gracia, que fue el Señor quién se fijó en ella, y que en ella hizo cosas grandes. Ella misma es el fruto de su gran misericordia, que traspasa todas las generaciones.
2.- AQUÍ ESTOY
     Cuando Cristo entró en el mundo, su primer pensamiento fue el Padre; su primer sentimiento fue de entrega al Padre; sus primeras palabras fueron: “Aquí estoy para hacer tu voluntad”. Una actitud de obediencia al Padre, que mantendrá hasta el fin: “No se haga mi voluntad, sino la tuya”.
SÍ. En esa obediencia amorosa todos fuimos salvados: “Quedamos santificados por la oblación del cuerpo de Jesucristo, hecha de una vez para siempre”. Verdaderamente no vino a condenar. Podría habercontado al Padre las muchas miserias que encontró en la tierra; de lo difícil que le sería adaptarse; de lo mucho que tendría que sufrir… Solamente dijo ¡SÍ! Esta primera palabra del Enmanuel es como un eco de las que dijo su Madre: ¡Fiat!
                                             
   Tú no quieres sacrificios ni ofrendas.
     Tú no quieres la muerte de tus criaturas ni te alimentas con su sangre. Tú no quieres las mortificaciones de tus hijos. Tú no quieres más mortificación que la de la propia voluntad, ni más sacrificios que los de la misericordia, ni más ofrendas que las de la alabanza, ni más liturgia que la del amor, ni más incienso que el de la oración.
3.- DE GENERACIÓN EN GENERACIÓN
     -Tú puedes ser el ángel de la Navidad.
     -Tú puedes ser San José.
     -Tú puedes ser portal de Belén.
     -Tú puedes ser madre de Dios.
     -Tú puedes actualizar la visitación.
     -Tú puedes cantar el magníficat.
     -Tú puedes ser Navidad…
. Si escuchas a Dios y le dices Sí.
.Si te sientes hijo de Dios y le dices.
.Si te acercas al hermano y le dices
. Si cuando recibes una buena noticia, dices .
. Si cuando acontece un dolor, dices.
. Si cuando te sientes más pobre, dices .
. Si cuando te sientes el último, dices

sábado, 22 de diciembre de 2018

Celebraciones de NAVIDAD EN SAN PABLO:
DIA 24:
-19 H. no hay MISA.
-24 h. MISA DEL GALLO.

DIA 25:
-11 H. MISA EN S.IGNACIO
-12,30 H. MISA CON NIÑOS
-19 H. MISA DE NAVIDAD

DIA30,domingo:
-11h. misa en s. Ignacio
-12,30 h. misa con niños
-19 H. FIESTA S.FAMILIA

DIAs 1-6:COMO DOMingo.

domingo, 16 de diciembre de 2018

REUNIÓN GENERAL DE CATEQUISTAS DE S. PABLO



          Mis queridos-as hermanos-as catequistas: Que el Mesías prometido por Dios y esperado de los hombres, llegue y nazca en vuestros corazones.

          Me alegro de saludaros a todos. Se acerca la Navidad, la Celebración de la Encarnación Redentora de nuestro Señor, centro del Año Litúrgico y de nuestra vida.
        
          Creo que es preciso y necesario reunirnos todos-as los-as catequistas de nuestra Parroquia para preparar con esmero e interés las Celebraciones de esta Navidad.
        
            Por ello, os convoco esta vez a todos-as catequistas para tratar de dar algunas orientaciones importantes al respecto.  La reunión será el día 17 de Diciembre, lunes, de 19,30 a 20,45 horas,         

           Los que aún no habéis liquidado los catecismos, por favor traer el dinero, hemos de pagar al distribuidor.

           Se os entregarán la Felicitación de Navidad de la Parroquia; así como algunos materiales para celebrar con los niños-as estos días.

POR LA IMPORTANCIA DE ESTA REUNIÓN, TE PIDO, POR FAVOR, QUE NO FALTES. SEREMOS PUNTUALES,


Baeza a  15 de Diciembre de 2.018.       Don Manuel

ZAMBOMBA NAVIDEÑA. NO TE LA PIERDAS!!!!



REFLEXIÓN DE DON MANUEL

DOMINGO TERCERO DE ADVIENTO

                        Queridos hermanos: Nos acercamos a la Navidad, fiesta de gozo y de alegría. Ya estamos en el tercer Domingo de Adviento, conocido como el Domingo de la Alegría, por la cercanía del Nacimiento de Jesús, que viene Ungido, lleno del Espíritu de Dios para hacer un mundo nuevo, la creación nueva.

                        Así lo hemos pedido en la Oración a Dios: “... concédenos llegar a la Navidad, fiesta de gozo y salvación, y poder celebrarla con alegría desbordante”. Y así nos lo ha recomendado San Pablo: “Estad siempre alegres”

                        Pero, ¿podemos vivir hoy alegres? ¿Tenemos derecho a estar alegres? Cuando en nuestro mundo hay tantos problemas: Inseguridad, hambre, violencia, muertes, guerras, pisoteada la dignidad de muchas personas... ¿Podemos ser felices cuando tantas personas lo pasan mal? Quizá nosotros mismos.

                        A pesar de todo San Pablo, desde la cárcel, nos ha repetido: “Estad siempre alegres”. Lo que significa que la alegría es posible siempre; y que debemos vivirla tocando con los pies en el suelo, es decir, sin olvidarnos de los problemas que nos rodean, sin evadirnos de ellos. Los cristianos, pues, debemos vivir y reivindicar siempre la alegría, porque creemos y tenemos esperanza, y nuestra fe no se cimienta artificialmente. ¿De dónde saca, pues, el cristiano su alegría, en medio de los problemas...? ¿Dónde está su fuente?

                       SU FUENTE PERMANENTE

                        La alegría del cristiano es una actitud permanente que brota de su fe, de poseer en su vida al Señor. Así lo expresa la palabra de Dios hoy: “Desbordo de gozo con el Señor y me alegro con mi Dios, porque me ha vestido un traje de gala y me ha envuelto en un manto de triunfo”. “El Espíritu del Señor está sobre mí, porque el Señor me ha ungido”. El Espíritu del Señor es como un ungüento que penetra hasta lo más profundo del ser; y purifica, suaviza, alimenta, alegra, ilumina, enciende, perfuma, fortalece.

                        CRISTO, EL MESÍAS UNGIDO

                        ¿Hay alguien que esté empapado totalmente de este crisma del Espíritu? ¿En quien el Espíritu repose en plenitud? Sí, Cristo, el Ungido, el Mesías. Él es el empapado de Espíritu que le capacita para amar sin límites, que le resucita y lo lleva al Padre; que lo glorifica. Y es Cristo el que viene a nacer en el mundo para darnos todo.
                       EL CRISTIANO, UNGIDO PARA LA MISIÓN

                        El cristiano, por el bautismo, es aquel a quien ha llegado el óleo del Ungido. Una sola gota del mimo puede curar todas las heridas, suavizar todas las asperezas, fortalecer todas las debilidades, limpiar todas las impurezas...
                        El Espíritu del Señor que desborda y produce sus frutos hacía fuera: - Dar la Buena Noticia a los que sufren, libera, conforta...              - Vendar los corazones desgarrados. Nada son las heridas del cuerpo, comparadas con los desgarros del corazón (soledad, insatisfacción, desengaños, desamor, desesperanzas). Hay muchos heridos, que necesitan buenos samaritanos.
                              - Proclamar amnistía y libertad a los cautivos. “Donde está el Espíritu, allí hay libertad”. Prisioneros, hoy...
                              - Proclamar el año de gracia del Señor: misericordia, perdón, benevolencia, Nada de deudas ni castigos; sólo gracia. Cada día.
                                      CONCLUSIONES                      
      
                        Así pues, como cristiano, la alegría la encuentras en tu propio corazón, donde viene a posarse el Espíritu del Señor, que lo hace limpio, vacío de cosas, lleno de nombre de personas. Toda la gente, todo el mundo puede estar en tu propio corazón. En él se decide el secreto de tu alegría, porque tiene al Señor y con el a todo el mundo.
                        Así ocurrió en Juan Bautista, el primer evangelista, que anunció antes que nadie la Buena Noticia de Jesús, Mesías-Salvador. ¿Quién eres? “Yo soy la voz que grita”. Estoy hecho para decir un mensaje. “Soy un grito de esperanza, de vida, de alegría”. Mi única misión: Decir que el Esperado ya está aquí. Abrirle el camino del corazón. El primero que ha captado el perfume del Ungido, y da el grito de alerta.

                        Y un cristiano, ¿qué es?, ¿cuál es su nombre?, ¿cuál es su misión?  UNGIDO, ANUNCIAR A CRISTO, al que está vivo entre nosotros, en mí... Es evangelista y testigo. Por ello, acude a la fuente que es la Eucaristía para beber y acrecentar su vida divina hasta desbordar, para que otros (todos) se inunden también de la vida de Dios, de su amor, de la verdadera alegría. COMO MARÍA…


domingo, 9 de diciembre de 2018

*II ZAMBOMBA FLAMENCA*, organizada por la Agrupación de Cofradías de Baeza.

(La *rifa será a beneficio del Convento de Santa Catalina*)

*”NAVIDAD ENTRE AMIGOS”*

🗓 viernes 21 de diciembre.
🕤 9.30 de la noche.
🏢Picadero Antiguo Cuartel de Sementales.

Puntos de venta (a partir del lunes 10 de diciembre):
-Cofradías y Hermandades de Baeza.
-Agrupación de Cofradías.

No os quedéis sin vuestra entrada.

Precio: 10€ incluye cena y velada flamenca.

*¿Te lo vas a perder?*

REFLEXIÓN DE DON MANUEL

DOMINGO SEGUNDO DE ADVIENTO, CICLO C
         Queridos hermanos, nos adentramos en el Adviento, tiempo de gracia de Dios y de espera activa y confiada para preparar la venida del Señor. Estamos convencidos como San Pablo que, el que ha inaugurado entre nosotros la empresa buena (la salvación), la llevará adelante hasta el día de Cristo Jesús.
         Hoy el Evangelio sitúa a Juan Bautista en un marco histórico y geográfico para significar que la acción salvadora del Mesías se realiza en el interior del tiempo y de la historia humana. Así el tiempo se hace “tiempo de gracia” y la historia, “historia salvífica”.
         Ahora es el tiempo de gracia, hoy es historia salvífica para nosotros. Porque Dios sigue tomando la iniciativa en su amor para con nosotros. Dios no olvida a su pueblo, a su criatura; se acuerda siempre de él. Dios quiere a su pueblo como a un niño, por eso se conmueve ante su esclavitud y sus sufrimientos.
         Dios se acerca una vez más en nuestro tiempo y en nuestra historia para liberarnos y regalarnos, sea el pueblo que sea, o sea la persona que sea, la que sufre. ¡Quedan tantos pueblos, tantas personas aún por liberar! También tú.                   Dios viene y nos dejará:
-Libertad: Que significa vuelta del destierro, de nuestras grandes y pequeñas esclavitudes, de nuestros extravíos…
-Alegría: Nada de lutos y aflicciones tontas, nada de añoranzas y tristezas, pues los que lloraban, “vuelven cantando; los que sembraban con lágrimas, cosechan entre cantares”.
                                  
-Fortaleza: “Ponte en pie”.Palabra que tanto nos repite. Levántate, no temas, se fuerte,… Dios quiere a sus hijos libres y confiados.
-Dignidad: Porque realmente el amor de Dios dignifica. El amor de Dios nos levanta, nos promociona, nos hace crecer, pues el hombre es su imagen y no puede estar de rodillas ante nada ni nadie. Solo ante Él.
-Divinidad: “Envuélvete en… la justicia de Dios” Hasta ahí llega el amor de Dios, hasta hacernos participes de su propia naturaleza. Nos reviste de su gloria y su piedad; nos colma de su Espíritu.
         Ahora bien, toda esa obra buena que Dios viene a realizar en nuestro tiempo de gracia y en nuestra historia, requiere ACOGIDA. Y es la voz de la Iglesia, como antes fue la del profeta Juan Bautista, la quenos urge:
“ELÉVENSE LOS VALLES”. Que el Mesías no encuentre  en nosotros decaimientos, timidez, vacios, falta de fe. Así lo deseamos en la Misa al decir “Levantemos el corazón”,pongamos en pie la fe y la esperanza porque el Señor viene ya.
“DESCIENDAN LOS MONTES”.Hay que hacer bajar el orgullo, la autosuficiencia, los egoísmos. Tenemos montañas de egoísmos y apegos. Hay que bajar, bajar y vaciar, para que pueda llegar a nosotros el Mesías.
“LO TORCIDO DE ENDERECE, LO ESCABROSO SE IGUALE”. Y nos torcemos cuando nos desviamos de la verdad, cuando vivimos en la mentira, cuando nos dejamos seducir por halagos del placer o del consumir.
                               
         Nos torcemos por el vicio y el engaño. Hemos de enderezar  nuestros caminos, vivir en la verdad, ser sinceros, trasparentes. Pues solo los limpios de corazón verán a Dios.
       Será la forma de que todos vean hoy un poco más la salvación de Dios. Será la forma de acoger y participar en la gracia, en el amor, en la paz y en la salvación de Cristo, el Mesías.  Si te abres a Él, si le escuchas, si le aceptas, si le amas, el Mesías te amará, y entrará en tu casa y cenará contigo, y ya se quedará contigo para siempre.
         El Espíritu Santo que fecundó las entrañas de la Virgen María, haga estos días la obra de Dios Padre en todos y cada uno de nosotros, para que nazca su Hijo Jesús y nos dé su vida divina. Digamos como María “SÍ” y que nazca Jesús. 

sábado, 8 de diciembre de 2018

VIDEO INTENCIÓN DE ORACION DEL PAPA


VIDEO DEL PAPA

VIGILIA DE JÓVENES

Un grupo de jóvenes del Arciprestazgo, acompañados por sus sacerdotes participaron en la Vigilia de la Inmaculada en la tarde noche de ayer.
Una gran experiencia de oración y de devoción a Nuestra Santísima Virgen Inmaculada Concepción.













REFLEXIÓN DE DON MANUEL

SOLEMNIDAD DE LA INMACULADA CONCEPCIÓN DE MARÍA

            Queridos hermanos: Después del primer Domingo de Adviento, celebramoscon gran esplendor y esperanza laSolemnidad de la Inmaculada Concepción de la Virgen María, nuestra Madre. En Baeza se clausura el IV Centenario del Juramento Inmaculista de su Universidad…
              Celebrar la fiesta de la Inmaculada es empezar a soñar. Esta fiesta despierta en nosotros los sentimientos más hermosos y los deseos más grandes. Son posibles los sueños. Ya toda esperanza es posible.
              Y es que la fiesta de la Inmaculada Concepción es la utopía humana realizada. Esperamos un cielo nuevo y una tierra nueva, en los que el hombre pueda acercarse a Dios y Dios al hombre; un mundo de comunión entre los hombres y de armonía con la naturaleza; un mundo en que el hombre sea liberado de todas sus esclavitudes.Y ese mundo ya se da es María Inmaculada
              María es también el sueño florecido de Dios. En ella empiezan a realizarse los designios salvadores de Dios sobre el hombre. Habían empezado con Adán y Eva; pero culminarían con María y Jesús.
              Qué camino más largo y difícil. Ahí están los pecados de los hombres, poniéndole obstáculos, desde el principio, a este sueño de Dios: el orgullo, la injusticia, el egoísmo, y la violencia, las lágrimas y la sangre...
              ¡Cuántos años para llegar a la libertad y a la armonía, a la  perfección! Pues ya podemos avanzar una respuesta: María.  A nivel personal, ella es lo perfecto. Y su Hijo Jesucristo, la plenitud. A nivel comunitario, esta perfección se va preparando en la Iglesia, significada en María, el Cristo prolongado, su Cuerpo místico...

              Pero hermanos, ¡cuidado! Hay un camino equivocado. En el Paraíso se presenta la manzana como camino real para llegar al triunfo, a la gloría. La manzana es lo agradable, lo grande, lo fuerte, lo divino. La manzana, como la Torre de Babel, es el camino para llegar hasta Dios, (para ser Dios), hasta el endiosamiento del hombre: “seréis como Dios”. 
              Es la eterna tentación del hombre: - La manzana del poder: Fijaos en la competitividad que respiramos, en la soberbia que padecemos, en el orgullo que nos ciega.    - La manzana del tener: Las cosas que deseamos, las riquezas que buscamos, la abundancia con que soñamos.                    -La manzana del placer:      
Es hoy la llave de la felicidad. Todos los sentidos estimulados exigen grandes raciones, rápidas y que no acaben.

              Es la manzana seductora, nuestro mundo transformado en una poderosa máquina de seducir. Nos muestra el camino de la felicidad, ofreciendo manzanas placenteras. Cómelas. Es tu vida.
              Pero esa vida, ese estilo de vida se paga con la muerte. No hay trascendencia, sino degradación. No hay libertad, sino esclavitud. No hay plenitud, sino vacío. No hay paraíso, sino destierro. No era ese el camino de la dicha, al revés ¡cuánta desesperación y cuántas lágrimas! No era ese el camino para la divinización sino para la animalización. El poder, el tener, el placer corrompe y embrutece; son caminos engañosos.

              MARÍA ES LA RESPUESTA.

              María es el camino acertado, la perfección lograda. María nos enseña que  estamos hechos para la felicidad, pero la felicidad se consigue con más libertad, con más sensibilidad, con más amistad, con más amor... María nos enseña que estamos hechos para amar, que es amando como somos dichosos, que dando, se gana, que sirviendo se eleva, que olvidándose uno, se encuentra.
              Esta figura única y excepcional de María no debe alejárnosla de nuestra humanidad; más bien se convierte para nosotros en el MODELO de primera cristiana, que nos enseña a acoger a Cristo en su venida a nuestra vida. San Agustín dice que María, antes de concebir a Cristo en su vientre, lo concibió en su mente, en su corazón, acogiendo a Dios y a su Palabra, llena de fe.
              Así también nosotros en estos días de adviento debemoshacer nuestras las actitudes de María: Silencio interior, lectura y escucha de la Palabra de Dios, ratos largos de oración reposada... También limpieza y conversión de corazón, disponibilidad y prontitud en el servicio a los hermanos, fidelidad a la propia vocación, confianza en momentos de prueba...

              Celebremos hoy Solemnemente la Eucaristía, que sea hoy una acción de gracias gozosa a Dios por lo que ha hecho en María y por lo que hace y quiere hacer en nosotros. Proclamemos, pues, nuestra alabanza y nuestra bendición a Dios y Padre de Nuestro Señor Jesucristo, que nos ha bendecido con toda clase de bienes espirituales y celestiales.