CONTACTA CON NOSOTROS

Todos los que queráis mandarnos vuestros comentarios y sugerencias podéis hacerlo a: parroquiasanpablo2011@gmail.com

jueves, 21 de septiembre de 2017

PRESENTACIÓN DEL PLAN PASTORAL


Presentación del Plan de Pastoral de nuestra Diócesis de Jaén por D. Amadeo, obispo de Jaén, D. Francisco Juan Martínez Rojas, Vicario general y Don Juan Ignacio Damas López, vicario de evangelización en los Arciprestazgos de Ubeda, Baeza, Cazorla y Linares.
A la misma han asistido varios miembros de nuestra parroquia.


Lecturas de hoy San Mateo, apóstol y evangelista

Primera lectura
Lectura de la carta del apóstol san Pablo a los Efesios (4,1-7.11-13):

Yo, el prisionero por el Señor, os ruego que andéis como pide la vocación a la que habéis sido convocados. Sed siempre humildes y amables, sed comprensivos, sobrellevaos mutuamente con amor; esforzaos en mantener la unidad del Espíritu con el vínculo de la paz. Un solo cuerpo y un solo Espíritu, como una sola es la esperanza de la vocación a la que habéis sido convocados. Un Señor, una fe, un bautismo. Un Dios, Padre de todo, que lo trasciende todo, y lo penetra todo, y lo invade todo. A cada uno de nosotros se le ha dado la gracia según la medida del don de Cristo. Y él ha constituido a unos, apóstoles, a otros, profetas, a otros, evangelizadores, a otros, pastores y maestros, para el perfeccionamiento de los santos, en función de su ministerio, y para la edificación del cuerpo de Cristo; hasta que lleguemos todos a la unidad en la fe y en el conocimiento del Hijo de Dios, al hombre perfecto, a la medida de Cristo en su plenitud.
Palabra de Dios

Salmo
Sal 18,2-3.4-5

R/. A toda la tierra alcanza su pregón

El cielo proclama la gloria de Dios,
el firmamento pregona la obra de sus manos:
el día al día le pasa el mensaje,
la noche a la noche se lo susurra. R/.

Sin que hablen, sin que pronuncien,
sin que resuene su voz,
a toda la tierra alcanza su pregón
y hasta los límites del orbe su lenguaje. R/.

Evangelio de hoy
Lectura del santo evangelio según san Mateo (9,9-13):

En aquel tiempo, vio Jesús al pasar a un hombre llamado Mateo, sentado al mostrador de los impuestos, y le dijo: «Sígueme.»
Él se levantó y lo siguió. Y, estando en la mesa en casa de Mateo, muchos publicanos y pecadores, que habían acudido, se sentaron con Jesús y sus discípulos. Los fariseos, al verlo, preguntaron a los discípulos: «¿Cómo es que vuestro maestro come con publicanos y pecadores?»
Jesús lo oyó y dijo: «No tienen necesidad de médico los sanos, sino los enfermos. Andad, aprended lo que significa "misericordia quiero y no sacrificios": que no he venido a llamar a los justos, sino a los pecadores.»

Palabra del Señor

 Reflexión del Papa Francisco

Dios nos sorprende, Dejémonos sorprender por Dios. Y no tengamos la psicología de la computadora de creer saberlo todo. ¿cómo es esto? Un momento y la computadora tiene todas las respuestas, ninguna sorpresa.

En el desafío del amor Dios se manifiesta con sorpresas. Pensemos en san Mateo, era un buen comerciante, además traicionaba a su patria porque le cobraba los impuestos los judíos para pagárselo a los romanos, estaba lleno de plata y cobraba los impuestos.

Jesús pasa, mira a Mateo y le dice: ven. Los que estaban con él dicen: ¿a este que es un traidor, un sinvergüenza? y él se agarra a la plata. Pero la sorpresa de ser amado lo vence y siguió a Jesús.

Esa mañana cuando se despidió de su mujer, Mateo nunca pensó que iba volver sin dinero y apurado para decirle a su mujer que preparara un banquete.

El banquete para aquel que lo había amado primero. Que lo había sorprendido con algo más importante que toda la plata que tenía.

Déjate sorprender por Dios. No le tengas miedo a las sorpresas, que te mueven el piso, que te ponen inseguro, pero nos ponen en camino.

El verdadero amor te mueve a quemar la vida aún a riesgo de quedarte con las manos vacías. (Homilía en Filipinas, 19 de enero de 2015)

 "Ser cristiano implica renunciar a nosotros mismos, tomar la cruz y llevarla con Jesús. No hay otro camino". Papa Francisco

martes, 19 de septiembre de 2017

QUERIDOS  PADRES DE LOS CHICOS Y CHICAS DE QUINTO CURSO DE PRIMARIA: Vosotrossois los primeros educadores de vuestros hijos.
    Al nacer vuestros hijos, pedisteis el bautismo para ellos y tomasteis conciencia de que debían crecer como cristianos.
    Ahora de nuevo debéis dar un nuevo paso y ayudar a que vuestros hijos no dejen de crecer en la Vida cristiana. La Primera Comunión no es sólo un punto de llegada, sino, sobre todo, punto de partida hacia la madurez humana y cristiana.
    En este momento importantede sus vidas, ellos empiezan a reconocer que Jesucristo les ha regalado su Espíritu, para hacer realidad la Vida Nueva de amor y entrega a los hermanos. En ello les va su felicidad.
 
    Nosotros, padres y educadores somos los responsables de conducirlos en la fe y de ayudarles a progresar y a crecer mediante nuestro interés y nuestro testimonio.
 
    Por todo ello, no dejéis que vuestro-a hijo-a deje la catequesis de confirmación.Estos días ayúdale a que, entre tantas actividades, la catequesis de confirmación sea muy importante para sus vidas.
 
DIA 26 DE SEPBRE. - 2º CURSO DE PRIMARIA, A LAS 17 H.(MARTES)                 - 3º CURSO DE PRIMARIA, A LAS 18 H.
 
DIA 27 DE SEPBRE.  - 4º CURSO DE PRIMARIA, A LAS 17 H.(MIÉRCOLES)            - 5º CURSO DE PRIMARIA, A LAS 18 H.
 
DIA 28 DE SEPBRE.  - 6º CURSO DE PRIMARIA, A LAS 17 H.                          (JUEVES)                    -1º CURSO DE E.S.O., A LAS 18 HORAS
 
DIA 29 DE SEPBRE.  - 1º CURSO DE PRIMARIA, A LAS 17 H.(VIERNES)                     CON SUS PADRES.                                                                                                                                
 
LUGAR: TEMPLO DE SAN PABLO.            
 
Baeza 14-IX-2.017.                        

FRLICIDADES HERMANOS



domingo, 17 de septiembre de 2017

"VENGO A ESTA PARROQUIA A SER VUESTRO SERVIDOR", nos anuncia Don José María Romero en su primera Misa como Vicario Pastoral. Sea bienvenido!!



RESEÑA DEL RVDO. SR. D. JOSE MARÍA ROMERO GARCÍA.
 
 
          D. José María nace en Baeza, en 1.963. Realiza sus estudios en los Seminarios de Baeza, Jaén y en la Facultad de teología de Granada, donde se licencia en estudios eclesiásticos.
 
           Antes de su ordenación sacerdotal ejerce su ministerio de Diácono en la Parroquia de Las Riberas y Mures de Alcalá la Real para ayudar al Párroco de Frailes.
           Es ordenado sacerdote en Jaén en el año 1.988 y desde entonces ejerce su ministerio sacerdotal en distintas Parroquias de la Diócesis de Jaén.
 
            Entre otros lugares, ha sido Párroco en la Iglesias de Frailes, de la Encarnación de Castellar, de Ntra. de la Estrella de Santiago de Calatrava, del “Buen Pastor” de Linares, Santa María Magdalena de Jaén, y La Asunción de Ntra. Sra. de Villargordo.
             También se le encomendó la Parroquia de San Francisco de Paula de Torrequebradilla, y de la Santísima Trinidad de Vados y Soto gordo.
 
              D. Ramón, Obispo de Jaén lo nombró Rector del Seminario Menor, cuando este se inauguró en Jaén, siendo a la vez Delegado episcopal de vocaciones.   
 
               Don José María tiene también sus aficiones como son la lectura, el cine, las actividades recreativas en el entorno natural y los viajes culturales.
 
                Hoy es tu ciudad natal, Baeza, la que te recibe y acoge para compartir contigo el don maravilloso del amor de Dios, manifestado en su Hijo Jesucristo. Y del que tu eres su Ministro y su testigo, como sacerdote y como cristiano.
 
                ¡Bienvenido seas!  

ESTA TARDE A LAS 20 HORAS
EUCARISTÍA DE BIENVENIDA A RVDO.SR. DON JOSÉ MARÍA ROMERO
COMO VICARIO PARROQUIAL DE NUESTRA PARROQUIA.
OS ESPERAMOS A TODOS

REFLEXIÓN DE DON MANUEL PARA EL DIA DE HOY

DOMINGO XXIV DEL T. ORDINARIO. CICLO “A”
     Seguimos escuchando los Evangelios que tratan de las relaciones en la comunidad cristiana. El Domingo pasado se nos decía que somos responsables los unos de los otros en todo; que hay que inmiscuirse siempre en la vida de los demás con amor, y esto  se concretaba en la corrección fraterna.
     Hoy Jesús nos habla de lo difícil que le es al hombre perdonar y de lo importante que es saber perdonar. Ya sabemos que la historia comienza desde pequeños: un crio se pelea con otro. Y entonces les es fácil decir: “¿me perdonas?; y el ofendido le contesta: “te perdono”. Y uno y otro chico vuelven a jugar de nuevo.
     Ya de mayores nos es más difícil perdonar y pedir perdón;  hemos de admitir que nos cuesta. Así se manifiesta en cientos de momentos y de ejemplos en la vida de todos. Nuestras relaciones a veces se hacen difíciles que llegan hasta el punto de romperse del todo…
     Podríamos decir que todos tenemos establecidos unos límites a nuestra capacidad de perdón: cuando nos parece excesivo el mal que nos han hecho, cuando se repite… Otras veces otorgamos un perdón de escasa calidad y decimos: “perdono, pero no olvido” ó “le perdono pero que vaya con cuidado”, etc.  Esta realidad también suele suceder a nivel colectivo, entre familias, pueblos, grupos y entre las mismas iglesias cristianas que estamos divididas…
     Ante esta realidad la Palabra de Dios de este Domingo nos recuerda dos grandes verdades: 
  
 1ª.-   QUE LOS CRISTIANOS SOMOS UNA COMUNIDAD DE PERDONADOS, una familia de redimidos, de la que Dios ha tenido misericordia, entregando a su Hijo en la cruz para el perdón de todos nuestros pecados.
     Cada día caemos y nos equivocamos, ¿quién de nosotros no necesita el perdón de Dios? Seamos sinceros y no nos engañemos. Sin embargo Dios nos ha perdonado y nos perdona setenta veces siete, cuando acudimos a Él arrepentidos.
    2ª.- QUE LOS CRISTIANOS SOMOS UNA COMUNIDAD RECONCILIADORA. Que nos basta con acercarse al Señor y pedirle perdón solo a Él. Que formamos una familia, una comunidad en la que todos y cada uno de sus miembros hemos de ofrecer y dar el perdón y la misericordia que recibimos “hasta setenta veces siete”; es decir siempre y a todos.
     Así pues, Dios nos perdona si ofrecemos el perdón a los que nos han ofendido. Así lo pedimos en la oración del Padrenuestro: “Perdónanos nuestras ofensas como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden”.
     Así nos comprometemos a vivirlo, al darnos la paz en la Misa antes de recibir a Jesús Sacramentado, pan partido que nos une a todos, y al recibirlo transforma nuestro corazón.